Archivos del blog

viernes, 26 de octubre de 2012

Cardenal Cañizares: «es inédito en toda la historia de la humanidad vivir de espaldas a Dios»

 

Cardenal Cañizares

 

El prefecto de la Congregación para el Culto Divino y Disciplina de los Sacramentos de la Iglesia católica, el cardenal español Antonio Cañizares, dijo hoy que «es inédito en toda la historia de la humanidad vivir de espaldas a Dios, no creer en Él, no ponerlo en el centro de la vida». El prelado compareció en la sala de prensa del Vaticano ante periodistas de lengua española para explicar el discurrir del Sínodos de Obispos y aseguró que «es necesario poner a la Iglesia en estado de misión».

 

(Efe) Para el cardenal, la problemática de la descristianización, de problemas sociales, económicos, morales, tiene como raíz «el debilitamiento de la fe».

«No da lo mismo creer que no creer. Reconocer a Dios que no reconocerlo. Hoy la urgencia es la realidad de Dios», dijo el purpurado, quien añadió que la sociedad vive «como si no existiera» y ello tiene repercusión moral porque «el ser hombre se vive de otra manera si se cree en Dios o no».

Sobre la nueva evangelización, tema que abordan 262 obispos desde el día 7 hasta el 28 de octubre, refirió que es la misma que hizo Jesús en su día y que «el gran cambio del mundo será reconocer a Dios en el centro de la vida».

El cardenal Cañizares hizo alusión a las grandes revoluciones del siglo XX «que han sido para negar a Dios», como la de Rusia en 1917 o el nazismo.

El prelado subrayó que no hay una nueva evangelización sin la liturgia, «donde se nos hace presente Dios» e hizo hincapié en la importancia de la Eucaristía, «fuente y cumbre de la evangelización».

E instó a vivir el Evangelio de Jesucristo no reducido a una vida privada: «se trata de anunciar el Evangelio; como dijo Jesús: 'Levántate y anda!'. Es lo que tiene que hacer la Iglesia».

Sobre el anunciado viaje de una delegación de la Santa Sede a Siria, posiblemente tras el Sínodo, afirmó que se trata «de un testimonio de evangelización directa».

«Jesús no trae violencia, no trae exclusión, trae paz y amor y ello conlleva el cese de toda violencia», concluyó.

 

Fuente: InfoCatólica

No hay comentarios.:

Publicar un comentario