Archivos del blog

domingo, 20 de marzo de 2011

Entrevista al Cardenal Jorge Medina sobre el Camino Neocatecumenal y la liturgia

Eminencia, ¿qué piensa del los Neocatecumenales?
“Debo decir que entre ellos hay algo bueno, que es el sincero amor por Cristo, pero...”


¿Pero?

“En los años, como Prefecto del Dicasterio vaticano competente en la materia, desafortunadamente he notado en sus liturgias auténticas rarezas y preocupantes extravagancias. Hace tiempo la Santa Sede los ha invitado a meterse en el paso y obedecer; les aconsejó hacerlo, porque la liturgia no es propiedad de ninguno, tanto menos de Kiko Argüello”.


Usted habla de rarezasy extravagancias. ¿A qué se refiere precisamente?


“En cuanto a la comunión hecha estando sentados y sin arrodillarse, me parece una absoluta falta de respeto hacia Cristo. Vamos ahora a las homilías. Me consta que laicos —yo respeto a los laicos— hacen los sermones que no se pueden llamar explícitamente homilías, lo son en la sustancia. Recuerdo ahora mismo que según la Divina liturgia sólo el ministro ordenado, sea un sacerdote o un diácono, puede hacer la homilía. Se trata de abusos peligrosos”.
Hablemos ahora de abusos litúrgicos en general.
“Francamente, y me alegra, hoy la situación ha mejorado, y mucho, gracias primero al Siervo de Dios Juan Pablo II y después al Papa Benedicto XVI”.


Los abusos litúrgicos comenzaron después del Concilio Vaticano II...

“Si, pero no a causa del Vaticano II. Efectivamente, después del Concilio se ha creado mucha confusión que a su vez generó un clima de relajación. Erróneamente se pensó que todo estaba permitido y admitido en nombre de la así llamada creatividad litúrgica que, en concreto, se ha traducido trágicamente en caos y anarquía”.


Una palabra mágica, la creatividad liturgica...


“La tengo sólo como sinónimo de desorden y desobediencia. Pero el tiempo de la creatividad, gracias a Dios, parece finalizado. Cierto, hoy se notan sacerdotes que cambian las lecturas, abusos en temas de absoluciones generales y así, pero la situación no parece tan dramática como en otro tiempo”.


Eminencia, si Ud. debiera explicar qué cosa es la liturgia en pocas palabras, ¿qué diría?

“Diría que es el aspecto práctico de la Fe. El centro de la liturgia y de la Santa Misa es Jesucristo, para pesar de los que pretenden racionalizarlo todo. La Misa es don, sacrificio, busqueda de lo trascendente y de misterio. No es justo ni mucho menos tolerable que ninguno, digo ninguno, se apodere de la liturgia con ideas y lucideces personales”.


Algunas veces se nota la tendencia de espectacularizar la Misa


“Cierto, pero quien lo haga, se equivoca. El corazón de la Misa es el Señor y no el celebrante. La liturgia mira a Cristo y no a quien celebra la Misa. Algunos sacerdotes tienden a hacer un espectáculo, es un error. La Misa no es un espectáculo, ni una película. Ciertas Misas-show me preocupan de veras”.

 

En Conclusión, ¿qué recomienda?


“Que la Misa sea celebrada dignamente, con música apropiada, gestos correctos y ninguna extravagancia. Y lo reclamo todo, por el bien de la Iglesia, de la obediencia: lo repito, la liturgia no es propiedad de ninguno”.

 

Publicado por Fraternidad de Cristo Sacerdote y Santa María Reina

No hay comentarios.:

Publicar un comentario